Óxido Nitroso

Biblioteca en Línea de Educación Dental

Nuestro equipo de personal y especialistas dentales se esfuerza por mejorar la salud general de nuestros pacientes: se centra en la prevención, el diagnóstico y el tratamiento de afecciones asociadas con los dientes y las encías. Use nuestra biblioteca dental para aprender más acerca de los problemas y tratamientos. Si tiene preguntas o necesita programar una citacomuníquese con nosotros.

Algunas personas no reciben los beneficios de los tratamientos dentales debido a un problema simple pero aparentemente abrumador: Temor. No es raro estar un poco nervioso debido a un procedimiento dental que se aproxima. Pero si sus temores lo han mantenido alejado de la consulta dental cuando sabe que realmente debería ir, ¡no se desanime! La sedación consciente con óxido nitroso lo puede ayudar a perder ese nerviosismo, y a hacer que toda la experiencia sea tan libre de estrés que ni siquiera recuerde cuando haya terminado.

El óxido nitroso, es un gas incoloro con un olor ligeramente dulce, ha sido utilizado por la medicina durante aproximadamente un siglo; sin embargo, su desactualizado sobrenombre "gas de la risa", no es bien merecido. Es un método seguro y eficaz de sedación consciente, lo cual significa que usted permanece despierto durante todo el procedimiento. Pero cuando el óxido nitroso se utiliza en combinación con un anestésico local, no sentirá dolor ni nerviosismo. De hecho, muchos pacientes dicen experimentar una sensación de bienestar durante este tipo de sedación. Todas las funciones corporales permanecen normales durante la administración de óxido nitroso, y sus efectos desaparecen rápidamente.

¿Cómo se Administra el Óxido Nitroso?

Óxido Nitroso.

Como una forma de sedación consciente, el óxido nitroso se inhala a través de una pequeña máscara que se ajusta cómodamente sobre la nariz. El gas se mezcla con el oxígeno mientras es suministrado, y ambos gases se mantienen siempre a un nivel que es seguro para el cuerpo. En pocos minutos, puede comenzar a sentir la sensación de estar flotando, y tal vez algún hormigueo en las manos y los pies. Esa es una señal de que la sedación está funcionando. Una vez que se ha comprobado que usted está tranquilo y cómodo, y que la dosis es correcta, el procedimiento dental puede comenzar.

El óxido nitroso en sí no es un sustituto del anestésico local; es considerado un ansiolítico, lo cual significa que hace desaparecer la ansiedad. Para algunos procedimientos, es posible que necesite además una inyección anestésica. La diferencia es que no le importará. Sin embargo, usted no estará dormido. Será capaz de hablar, darse cuenta de lo que está ocurriendo y mantener el control durante el procedimiento. De hecho, la dosis puede ser ajustada al nivel de sedación preciso que necesita.

Cuando el procedimiento ha terminado, el flujo de óxido nitroso es reducido a cero, y el oxígeno puede ser aumentado. Después de descansar en la silla durante unos minutos, podrá sentarse, y pronto reanudar sus actividades normales, tales como conducir. Aunque la experiencia ha sido comparado con "tomar un par de tragos", hay muy poco efecto de "resaca" posterior.

¿Quién Puede Beneficiarse con el Óxido Nitroso?

La mayoría de las personas cuya ansiedad los mantiene alejados de la silla dental pueden beneficiarse de la sedación consciente con óxido nitroso. Antes de comenzar el tratamiento, haremos un historial médico completo, incluyendo tanto el uso de medicamentos de venta con receta como sin receta. Si está embarazada, sufre de enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) o alguna otra enfermedad pulmonar, o está tomando ciertos medicamentos, puede ser que no sea adecuado para usted. Sin embargo, si siente que se beneficiaría de una experiencia libre de estrés en la consulta dental, pregunte sobre la sedación consciente con óxido nitroso.